Con el paso de los años, esa piel suave y tersa propia de la juventud empieza a diseminarse para dar paso a una piel más apagada y flácida. De repente, nos damos cuenta que el tiempo ha pasado sin darnos cuenta y que los signos del envejecimiento han llegado para quedarse. Sin embargo, a día de hoy y gracias a la gran variedad de tratamientos estéticos no invasivos que tenemos al alcance de la mano, esto ha dejado de ser un problema y ya podemos hacer algo al respecto así que sigue leyendo porqué en éste post te contamos todos los trucos que debes conocer para rejuvenecer el rostro y los mejores tratamientos para mantener nuestra piel bonita y saludable.

Si estás interesado en formarte en éste ámbito, recuerda que en nuestra escuela puedes formarte y convertirte en experto con nuestro programa Curso Medicina Estética (Certificación Experto), una formación 100% online y con tutor personal. 

 

Mejores técnicas, tratamientos y consejos para rejuvenecer el rostro

1. Combate la flacidez del rostro y recupera la definición del óvalo facial:

El primer paso que debes dar es incorporar el uso de cremas o serums reafirmantes a tu rutina de cuidado de la piel. Independientemente de la marca que uses, estos productos te ayudarán desde las capas más profundas de la piel a estimular la producción de ácido hialurónico y colágeno y a prevenir la temida flacidez. Si eres constante y responsable con tu rutina de cuidado, el resultado que vas obtener a medio-largo plazo es una piel mucho más firme, densificada y con la forma del óvalo facial mucho más definida.

Si deseas completar tu rutina con un tratamiento complementario, una de las mejores técnicas no invasivas para rejuvenecer el rostro que te recomendamos son los hilos tensores. Con ellos, conseguirás reafirmar la piel y evitar las arrugas sin necesidades de cirugía estética.

 

2. Redensifica la piel y potencia el efecto de tus cremas:

Ahora que ya has sabes cómo empezar tu rutina de cuidado, vamos a hablarte del retinol o tretinoina. Se trata de uno de los pocos activos cuya eficacia se ha comprobado científicamente y que ayudan a regenerar la piel a nivel molecular. A día de hoy, es el ingrediente estrella de la mayoría de las cremas y serums para rejuvenecer el rostro que podemos encontrar en el mercado así que antes de comprar, asegurate que tus productos llevan una solución de al menos un 2% de retin-a en su formulación. 

 

3. Haz ejercicios faciales y tonifica los músculos de la cara:

Los ejercicios faciales son muy fáciles de hacer en casa y pueden contribuir favorablemente a mejorar nuestra piel, haciendo que ésta luzca mucho más sana y tonificada así que desde la escuela, te animamos a practicarlos en cuánto antes. Puedes optar por realizar estos ejercicios para rejuvenecer el rostro empezando por las mejillas; dándoles pequeños golpecitos con las yemas de los dedos, seguir por los labios, torciendo hacia el lado derecho e izquierdo sucesivamente y finalizar con ejercicios para el contorno de ojos, formando círculos con los dedos índices y pulgares. También puedes tensionar la zona de las cejas, levantando y relajando el área durante unos minutos. 

 

4. Cuida tu dieta y alimentación:

Todos sabemos que la alimentación es clave para ayudarnos a retrasar el envejecimiento facial precoz así que es importante consumir los alimentos adecuados para nutrir la piel desde adentro hacia afuera. Algunos de los alimentos con mayores niveles de vitamina A, C, D y E y que pueden ayudarte rejuvenecer el rostro son: las naranjas, las almendras, el aguacate, los arándanos, el té verde, las espinacas, el chocolate negro, el salmón o los huevos. Todos ellos son esenciales para el bienestar de nuestra piel siendo su alto contenidos en vitaminas, minerales y antioxidantes el remedio perfecto para conseguir una protección eficaz contra los radicales libres.

 

5. Dile adiós a las patas de gallo y combate tu ojeras:

Dicen que la mirada es el espejo del alma así que en nuestras manos está mostrar nuestra mejor versión. Y es que son muchos los agentes dañinos y nocivos que debemos evitar (contaminación, exposición solar, tabaco…) si queremos rejuvenecer el rostro, cuidar de nuestra piel y evitar que el contorno de nuestros ojos luzca oscurecido, flácido o seco. Para ello, te recomendamos algunos cuidados básicos como: usar gafas de sol que te protejan de los rayos UV, beber mucha agua, utilizar desmaquillador de ojos cada noche sin excepciones y dormir una media de 8 horas al día. 

 

6. Complementa tu rutina de cuidado con suplementos de cosmética:

Uno de los suplementos de cosmética que más furor ha causado en los últimos tiempos y uno de los mejores aliados para rejuvenecer el rostro es el té verde. En efecto, el té verde es maravilloso y no sólo por ser un antioxidante muy eficaz sino que también, por los numerosos beneficios que otorga a nuestra piel y es que se trata de un activo antibacteriano ideal para ayudar a limpiar nuestra piel y eliminar tanto los poros como el acné y además, es buenísimo para las ojeras por ello, es muy utilizado como suplemento cosmético natural.

 

7. No te olvides de la zona peribucal:

Con el paso del tiempo, la piel del labio superior e inferior pueden verse afectados por la acción del sol, una mala alimentación o bien, por el fruncimiento de la boca cuando realizamos gestos tan cotidianos como beber, soplar o silbar, entre otros factores. Esta zona es una de las más delicadas, siendo el famoso código de barras el más temido por todos ya que suele ser implacable y es el causante de esas pequeñas pero visibles hendiduras periorales. Sin embargo, éste no aparece sólo sino que viene acompañado generalmente por una relajación notable en la zona de las comisura dando lugar a un aspecto más triste en el rostro. Para prevenir su aparición y conseguir rejuvenecer el rostro con mejores resultados, podemos tratarlas con micro rellenos dérmicos para la corrección de las líneas y arrugas que se forman alrededor de la boca, tanto moderadas como profundas, difuminándolas y alisándolas.