¿Qué clases de bullying en la escuela existen y cuáles son los rasgos característicos de cada uno? En el post de hoy, te contamos de qué se trata, cómo anticiparse a él y qué medidas podemos utilizar en la prevención de situaciones de acoso escolar, teniendo en cuenta a los niños y niñas, al centro educativo, a las familias y a las administraciones.

Además, recuerda que en escuela ELBS puedes especializarte en la detección, prevención e intervención de este tipo de conductas y situaciones complejas en el entorno escolar con nuestro Máster en Acoso Escolar, una especialización 100% online, con tutor personal y certificación experto.

Bullying en la escuela: Causas y consecuencias

Cuando nos referimos al concepto de acoso escolar o bullying en la escuela, hablamos de situaciones basadas en la desigualdad entre los compañeros, que normalmente se producen dentro del aula o en el patio del colegio. Podríamos describirlo a través de acciones o conductas dónde uno o más alumnos, insulta, amenaza, chantajea, difunde rumores, golpea o ignora a otros de manera sistemática y prolongada en el tiempo.

Estos actos producen en los niños y niñas víctimas de acoso escolar, sentimientos de inferioridad y un constante maltrato de tipo físico, verbal o psicológico.

Causas:

Se estima que cuanto mayor es el centro escolar, mayor riesgo de acoso escolar puede existir. Esto se debe a que las instituciones educativas, ya sean públicas o privadas, muchas veces ven limitada su capacidad de control físico y de vigilancia en los centros educativos. 

Entre las causas o factores más comunes que provocan el acoso escolar o bullying en la escuela encontramos las de tipo personal, familiar o escolar:

  • Personal: Baja autoestima del acosador y una manera de suplir la poca confianza en sí mismo. También es una causa personal el apoyo al acosador de otros compañeros del aula.
  • Familiar: Su origen puede encontrarse en situaciones de violencia doméstica experimentadas en la infancia y un modelo parental agresivo y violento. También, puede influir la tensión económica de la unidad familiar, la relación deterioradas entre los progenitores, los valores y la ausencia de normas en la convivencia etc. 
  • Escolar: Falta de control físico y vigilancia en el centro educativo y ausencia de un modelo generador de comportamientos sociales adecuados.

Consecuencias:

Los efectos psicológicos del bullying en la escuela en los más pequeños son realmente preocupantes y alarmantes. Y es que según algunos estudios científicos, sus efectos en la salud pueden perdurar en el tiempo durante toda la vida de la persona afectada. Algunos de estos efectos son: el estrés, la ansiedad y la depresión, las somatizaciones, el suicidio así como, los problemas de sociabilización y de adaptación al entorno laboral.

Tipos de bullying en la escuela

Como ya hemos comentado anteriormente, el bullying o acoso escolar se puede manifestar de muchas formas entre un mismo grupo de iguales. Desde patadas, empujones y amenazas hasta rumores y notas hirientes con la finalidad de convencer a los demás que no se acerquen o relacionen con él o ella. 

Hasta el momento, existen 6 tipos de bullying en la escuela, dándose frecuentemente situaciones de varios tipos de acoso escolar hacia la misma víctima durante meses e incluso años. A continuación, vamos a explicar las diferentes formas en las que se puede manifestar el bullying en la escuela hacia un menor:

Bullying físico:

Se entiende por agresión física, aquellas acciones que los agresores realizan de forma manual, que puede afectar a la vida de la víctima existiendo un contacto físico con ésta o no. Podemos clasificarla en:

  • Empujones, golpes o zancadillas
  • Novatadas 
  • Chantajes, amenazas o notas anónimas
  • Quitarle el dinero para el desayuno o almuerzo
  • Deteriorar o romper sus pertenencias personales

Bullying verbal o psicológico:

Entendemos por agresión de tipo verbal, todo aquel daño que los agresores y sus ayudantes son capaces de hacer a la víctima con la ayuda de la palabra. Algunos ejemplos son: 

  • Motes o apodos degradantes
  • Insultos tanto a ellos como a sus familiares
  • Ofensas debidas a sus características físicas o psicológicas
  • Rumores y/o mentiras

Bullying sexual:

Se trata de aquellas actividades dirigidas a solicitar favores de tipo sexual a otra persona en contra de su consentimiento. Pueden ir desde agresiones de tipo verbal hasta toques o agresiones físicas. 

Bullying social o relacional:

Se entiende que alguien es excluido socialmente por parte de su grupo de “amigos” y cuando no se le permite permanecer a él de forma intencionada. Algunas formas de exclusión son: 

  • Excluirlo o alejarlo de las actividades que se están realizando
  • No dejarlo participar en juegos y actividades 
  • Discriminarlo por su situación económica, intelectual, emocional y/o racial

Bullying cibernético o ciberbullying:

Con la llegada de las nuevas tecnologías también podemos encontrar casos de ciberacoso en los centros escolares. Este tipo de bullying se puede considerar uno de los más dañinos a nivel psicológico debido al gran alcance que puede llegar a tener. Se puede realizar a través de tablets, ordenadores, páginas web y blogs, entre otros dispositivos tecnológicos.